Hace algunas semanas que el mundo del fútbol se vio revolucionado por el asesinato de George Floyd, un ciudadano estadounidense que murió en mano de la policía. Esto hizo que se generen diferentes campañas repudiando las acciones antirracistas.

Diferentes equipos demostraron su apoyo a esta causa, algunos usaron camisetas, otros brazaletes, pero en lo que coincidieron todos, es en hacer el gesto que se popularizó en el año 2016 por el jugador de la Liga de Fútbol Americano, Colin Kaepernick, quien se convirtió en la voz de las protestas en Estados Unidos contra la violencia policial.

Este domingo el Real Madrid hizo su debut tras la pandemia por coronavirus, después de dos meses de inactividad los "Merengues" volvieron a la competencia oficial con una gran victoria sobre el Eibar, uno de los más débiles de la Liga española, por 3-1.

Iban 37 minutos cuando Marcelo convierte el tercer tanto del Real Madrid en la victoria sobre el Eibar, en ese momento el jugador puso la rodilla en tierra y levantó el puño para mostrar su apoyo al movimiento "Black Lives Matter".