La creatividad a pleno vuelo, desde armar circuitos y ejercicios con materiales que hay en el hogar, latas, vasos, y hasta crucigramas vinculada con la actividad.

Esto les permitió a los profesores desarrollar rutinas físicas, circuitos de juego con palo y bocha (en espacios reducidos), hasta desafíos challenge divertidos relacionados al deporte.

“Queríamos contribuir para que pasen y cumplan esta cuarentena lo mejor posible y se nos ocurrió, junto a los demás profesores, de compartir prácticas y rutinas de entrenamiento con las alumnas y alumnos  a través de nuestras redes”, comenta Luciana una de las profesoras del Club Náutico de Hockey.

“Nuestro objeto es mantener vivo el espíritu de juego, la comunicación con los alumnos y el acompañamiento desde la distancia en este momento tan particular que toca vivir”, añadió.