Martina Torres sabe lo que es el esfuerzo y muchas veces paga con frutos. Durante la pandemia de coronavirus la jugadora del Club Lanús dejó Buenos Aires y comenzó los entrenamientos que podía hacer en su casa frente a una cámara de celular vía Zoom y hasta se trasladó bajos estrictos cuidados sanitarios desde Trelew a Capital Federal en un remís, todo por la Selección Argentina. TERMINA DE LEER ESTA NOTA HACIENDO CLICK ACA