River vivió una fiesta: venció por 2-1 a Boca, en el Monumental, por la fecha 14 de la Liga Profesional. Julián Álvarez fue la gran figura del encuentro, y dejó en claro su felicidad tras conseguir la victoria en el Superclásico.

"Es una alegría inmensa por volver con la gente después de tanto tiempo, ganar... Sirve para seguir sumando, estar arriba en el torneo", expresó el delantero en diálogo con Fox Sports Premium al finalizar el encuentro.

El joven atacante abrió el marcador a los 24 minutos con un verdadeero golazo: se sacó de encima a Jorman Campuzano, se perfiló y sorprendió a Agustín Rossi con un bombazo desde afuera del área. "Una jugada que enganché, casi que ni miré al arco y se me dio por pegarle. Me salió. El segundo fue de juego colectivo", expresó.