Además de la melancolía que viene con el pack de los recuerdos, lo antiguo tiene su grado épico, artesanal, heroico y hasta, muchas veces, exagerado. Quizá porque fue lo primero, porque no fue acompañado de la tecnología ni del conocimiento actual o porque simplemente pasó. Todo es válido y, a la misma vez, cuestionable. Pero en este caso sí fue así: épico, artesanal, heroico y exagerado.

Los futboleros comodorenses que nacimos después del 80 fuimos mamando la rica historia de la pelota petrolera. Más allá del primer campeón, el Nacional FC -hoy Jorge Newbery-, las máquinas arrasadoras de Tiro Federal, Florentino Ameghino y Talleres Juniors o el Comferpet -Petroquímica- del 65, el ambiente nos metió en la cabeza los tres Nacionales (71, 74 y 76) que disputó Huracán, una de las mayores hazañas que tiene la región por los enfrentamientos contra los grandes del fútbol argentino como Independiente, San Lorenzo y River Plate, y la talla de sus jugadores como Ricardo Bochini, Claudio Marangoni y Norberto Alonso.

TERMINA DE LEER ESTA NOTA HACIENDO CLICK ACA