BUENOS AIRES (ADNSUR) - El FIFA 2019 despierta emociones en chicos y grandes.  Cada uno quiere construir el mejor equipo y competir con gente por todo el mundo.

En Inglaterra cuatro niños se fueron al extremo y utilizaron la tarjeta de crédito de los padres para comprar a Messi.

Según informó la BBC, los niños gastaron más de 600 euros en sobres con el objetivo de intentar conseguir al astro argentino. Sin embargo, pese a la inversión no tuvieron suerte y no pudieron hacerse con el 10.

El problema fue cuando el dueño de la tarjeta se dio cuenta. De inmediato se comunicó con la empresa y la compañía devolvió el dinero invertido.

Los niños no solo fueron castigados por sus padres sino que también perdieron las incorporaciones que habían realizado con la compra de sobres.