Nació en Gualjaina, en un patio donde jugar terminaba en el horizonte. Empezó a correr jugando a la pelota en el club del pueblo. El Social, Deportivo y Cultural Gualjaina cerró cuando él cumplió los 16 años. Después se dio cuenta que podía correr, así que empezó a entrenar. Después supo que podía correr más, y comenzó a competir para la Escuela Municipal Awkache, de Esquel. Así se convirtió en el maratonista de Chubut y hoy es uno de los fondistas más rápidos de la Argentina. TERMINA DE LEER ESTA NOTA HACIENDO CLICK ACA