La Selección Argentina es finalista de la Copa América. La Albiceleste se impuso por 3-2 en los penales contra Colombia, luego de igualar por 1-1 en los 90 minutos, en el estadio Mané Garrincha de Brasilia. Emiliano Martínez fue el gran héroe: tapó tres remates desde los doce pasos. La final, contra Brasil, en el mítico Maracaná, el sábado.

El conjunto nacional salió a golpear de entrada, al igual que en todos los partidos del torneo. Y logró ponerse en ventaja gracias a sus principales referentes en el ataque: Lionel Messi y Lautaro Martínez. Primero, el Toro tuvo un cabezazo tras un centro de la Pulga. Poco después, llegó el tanto. Giovani Lo Celso encontró dentro del área a la Pulga, quien asistió al delantero del Inter: puso el 1-0 con un remate cruzado.

Más adelante, Colombia empezó a ganar confianza, se adueñó del mediocampo (con Juan Cuadrado y Luis Díaz como principales banderas) y estuvo cerca de llegar al empate en algunas oportunidades: tuvieron un remate de Wilmar Barrios (que dio en el palo) y un cabezazo de Yerry Mina (pegó en el travesaño).

A su vez, la Albiceleste casi estira la ventaja: David Ospina llegó a desviar con lo justo un cabezazo de Nicolás González, en una de las chances más peligrosas del partido.

Colombia dominó en el inicio de la segunda mitad y llegó al empate a los 15 minutos: tras una gran asistencia de Edwin Cardona, Luis Díaz -una de las figuras del partido- la picó por encima de Martínez y anotó el 1-1 parcial.

Lionel Scaloni mandó a la cancha a Ángel Di María y la Albiceleste empezó a crear más situaciones. Y, a los 27, desperdició una chance increíble: Fideo superó a Ospina y, en vez de definir él, asistió a Lautaro: el Toro definió y Barrios se la sacó en la línea. Además, en los últimos minutos, el palo le negó el grito a Messi en una jugada.

Finalmente, todo se definió en los penales. Lionel Messi, Leandro Paredes y Lautaro Martínez anotaron para Argentina. Dibu Martínez fue el gran héroe: le tapó los remates a Davinson Sánchez, Yerry Mina y Edwin Cardona. De esa manera, la Albiceleste se impuso por 3-2 desde los doce pasos y se metió en la gran final: definirá mano a mano contra Brasil, en el Maracaná, el sábado. Y el conjunto nacional sueña con conquistar el certamen continental después de 28 años de sequía.