El baterista de Foo Fighters, Taylor Hawkins, murió este viernes a la noche en Bogotá, Colombia, a los 50 años. La banda iba a presentarse en el festival Estéreo Picnic. 

“La familia de Foo Fighters se encuentra devastada por la trágica e inesperada pérdida de nuestro amado Taylor Hawkins. Su espíritu musical y risa contagiosa vivirán con nosotros por siempre“, escribió la banda en un comunicado que compartió en redes sociales. “Enviamos nuestras condolencias a su esposa, hijos y familiares, y pedimos que su privacidad sea tratada con el mayor de los respetos en este tiempo inimaginablemente difícil”, agregó.

Foo Fighters

Según informaron medios de prensa, al músico lo encontraron muerto en un hotel de Bogotá. Por el momento se desconocen las causas de su fallecimiento.

Según el diario El Tiempo, la Policía Metropolitana de Bogotá precisó que el hecho se produjo en el hotel Casa Medina de la localidad de Chapinero. 

"La causa de la muerte se encuentra por establecer, de acuerdo a versiones de allegados el deceso podría estar asociado al consumo de sustancias estupefacientes", detallaron. 

De acuerdo a la información publicada este sábado por diario Clarín, el baterista de la reconocida banda presentó dolor en el pecho, por lo que llamaron una ambulancia, pero cuando llegaron los médicos al hotel ya había muerto.

La noticia del fallecimiento de Taylor Hawkins fue conocida horas antes de la presentación del grupo en el festival Estéreo Picnic de Colombia, que estaba prevista para ayer viernes. La banda estadounidense iba a ser la encargada de cerrar la primera jornada del encuentro. 

La banda liderada por Dave Grohl realizaba una gira por Latinoamérica para presentar su disco del año pasado, Medicine at Midnight.

La última presentación de los músicos había sido el pasado fin de semana en el Lollapalooza en Argentina, tras participar de la edición en Chile del festival y en un show en el Foro Sol de Ciudad México.

Murió Taylor Hawkins, baterista de Foo Fighters

Tras la triste noticia, la banda comunicó la cancelación del resto de su gira latinoamericana que incluía una última parada en el Lollapalooza Brasil.

Foo Fighters también iba a presentares en la gala de los Grammys el 3 de abril y la banda tenía previstos varios shows por Estados Unidos durante mayo.

Taylor Hawkins nació en Forth Worth, Texas el 17 de febrero de 1972, pero a los 4 años su familia se mudó a Laguna Beach, California. Fue el baterista de Alanis Morissette durante dos años, en la gira “Can’t Not” y en 1997 reemplazó al baterista original de Foo Fighters, William Goldsmith, cuando la banda cerró su gira de presentación del disco The Colour and the Shape.

En 2004, lanzó el Taylor Hawkins and the Coattail Riders, donde tocaba la batería y cantaba, editando tres discos. También fue parte de la banda experimental Sylvia y editó un EP solista, Kota (2016).

Hawkins participó en todos los discos de Foo Fighters desde su incorporación, incluyendo a There Is Nothing Left to Lose (1999) hasta Medicine at Midnight (2021). Su último trabajo estuvo vinculado a unos covers de los Bee Gees y en la participación en la película de terror Studio 666.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!