Este martes por la noche, dos de las mejores voces que tiene el certamen se presentaron en las batallas de La Voz Argentina. Se trata de las participantes Esperanza Careri y Jessica Amicucci, quienes fueron tendencia por su polémica presentación.

Pertenecientes al Team Mau y Ricky, interpretaron el tema "Love on top" de Beyonce, pero tras su actuación las devoluciones fueron muy duras para ambas por el individualismo a la hora de cantar de cada una y la falta de compañerismo. 

“Las dos son grandes cantantes, por algo en aquella audición nos dimos vuelta los cuatro. Honestamente, creo que no funcionó la batalla. Son dos voces muy geniales y ninguna se lució”, comenzó diciendo Lali Espósito a la hora de la devolución. 

Esperanza Careri vs. Jessica Amicucci - "Love on top" – Batallas – La Voz Argentina

Ricardo Montaner acotó: “A veces nos sucede que en lugar de dejar en el equipo a quien lo haya hecho mejor, dejamos a quien menos mal lo haya hecho”. Sin embargo, la que pareció dar en la tecla con su apreciación fue Soledad Pastorutti, quien aseguró: “No hace falta que sean amigas, pero sí profesionales para entender que cuanto mejor me acoplo a la otra mejor me va a ir a mí”.

Pero la decisión final la tenían Mau y Ricky y en su devolución se vio el enojo de ambos por el desempeño de las cantantes.  “Se les voltearon las cuatro sillas a las dos, estaban en la cima de lo que se puede estar en este programa. Lo máximo que les puede haber pasado es que las cuatro sillas se dieran vuelta. Y hoy están aquí. Si hubieran cantado así en las audiciones a ciegas, la verdad y con toda humildad, no nos hubiésemos dado vuelta ninguno”, comenzó diciendo Ricky.

En su defensa, Jessica interrumpió la devolución y dijo: “La verdad, yo no estoy acostumbrada a cantar esta canción en esa tonalidad. Y fue muy duro trabajar. ¿Puedo ser honesta? Si estaba muy nerviosa, también tuvo que ver con eso. Fue muy difícil”, señaló la participante.

Del Instagram de lavozargentina

“¿Lo dices por la canción?”, le preguntó Ricky. Y, para sorpresa de todos, la joven se despachó diciendo: “No, fue difícil trabajar juntas. Hubo dos ensayos en los que no quiso cantar. Y yo, aunque esté enferma, voy y canto igual”.

Frente a esto, Esmeralda respondió: “Yo la verdad que soy muy alérgica y, cuando llegué a Buenos Aires, estuve sin voz. Y Feli, que es la que nos asesoraba, me dijo: ‘Prefiero que no cantes en estos primeros ensayos -porque tuvimos dos más- para que estés bien después. Son muchos días lejos de mi casa. Yo yo lo único que hice fue repasarla (la canción) pero marcándola”. “¿Pero la llamabas a ella y querías, aunque sea la distancia, repasarla?”, le consultó Lali. “Le dije, pero ella me dijo que prefería no hablar conmigo...”, respondió la participante.

Mau agregó: “Yo soy un tipo que me inclino siempre más que por el talento, por el tipo de persona que son los que están parados ahí al frente. Yo sé que ustedes dos son buenas personas. También sé que estamos en un programa en el que, posiblemente, uno sienta que está peleando por su vida en la carrera musical. Y entiendo que no siempre las cosas están como uno quiere. Es más, le voy a dar una noticia que quizá no les guste, pero la mayoría de las veces no van a estar las cosas como a uno le gusten”, sentenció.

Posteriormente, anunciaron la continuidad de Esperanza en su equipo. Mientras que Jessica fue "robada" por el padre de los artistas, Ricardo Montaner, y logró seguir en competencia.