LOS ÁNGELES - Brad Pitt fue retratado por los paparazzi ayudando en el reparto de comida a familias de bajos ingresos de Los Ángeles, encargándose de todas las tareas como uno más entre un grupo de voluntarios.

El intérprete estadounidense, de 56 años, participó durante unas horas en esta acción solidaria con la ayuda de su amigo, el escultor británico Thomas Houseago, que también estaba allí. Ajeno a la presencia de la prensa, llevó a cabo las tareas de descarga y reparto e interactuó con los presentes con total naturalidad.

De hecho, él mismo entregó los paquetes de alimentos a la gente que estaba en la fila, cargó cajas y las llevó en una carretilla. “Detrás de la mascarilla podía ver que estaba Brad Pitt”, dijo una joven que fue asistida por el ganador del Oscar. De esta manera, Pitt contribuyó all proyecto South Central LA, que brinda asistencia y contención a personas en dificultades económicas a raíz de la pandemia.

Vestido con un jean, remera blanca y una camisa, barbijo y con una gorra, Pitt condujo un camión y descargó los productos y colaboró en el reparto. “Estaba completamente comprometido”, compartió un testigo al tabloide Daily Mail.

“Estuvo varias horas. Sólo paraba cada hora aproximadamente para un breve descanso de tres minutos para fumar un cigarrillo y luego volvía al trabajo. La mayoría de las personas probablemente no sabían quién era. Al final se quitó el barbijo para charlar un rato con los voluntarios en la parte trasera del camión después de que se terminara la fila”, añadió la fuente al citado medio.

En las fotografías, el actor luce relajado y sonriente. En un momento del día se tomó una pausa, se sentó en unos de los camiones y fumó un cigarrillo. En otras imágenes se puede ver que entró en la parte delantera de la camioneta y sacó un altavoz portátil, lo conectó a su iPhone y puso música.

Quizás esa sonrisa está provocada no solo por a ayudar a personas que lo necesitaban, sino también porque su contienda en los juzgados con Angelina Jolie acaba de inclinarse ligeramente a su favor. La actriz había buscado que retirasen al juez que instruía el caso de la custodia de sus seis hijos, algo que finalmente se le ha denegado.