BUENOS AIRES - La bella historia de amor que construyeron Alberto Cormillot y Estefanía Pasquini tendrá un nuevo capítulo feliz: el reconocido médico reveló que a los 82 años volverá a ser padre ya que su esposa, de 34 años, está embarazada y que el bebé llegará en octubre.

"Esto no fue un accidente, fue algo buscado. Estamos muy felices", contó Cormillot en el programa Cada Mañana, que se emite en radio Mitre, y del que es columnista desde hace varios años.

Cormillot y Pasquini se casaron en diciembre de 2019. “Para mí fue una boda normal, celebramos el amor”, opinó Cormillot, que hizo oídos sordos a los comentarios sobre la diferencia de edad con su mujer, y vivió una relación libre de prejuicios. “Uno no piensa en la cédula de identidad, se relaciona con la persona y punto”. Entonces, el médico había expresado sus ganas de volver a ser padre, aclaró que no sería a través de un tratamiento sino de manera natural. “Si viene será bienvenido. Eso sí, debería ser cuanto antes...”, resaltó.

El jueves, de visita al piso de Es por ahí (América TV), el nutricionista ratificó aquellos dichos ante la pregunta del conductor Guillermo Andino, que lo abordó al finalizar el programa. “¿Te gustaría ser papá de vuelta?” y la respuesta del nutricionista se repitió: “Si viene, será bienvenido”. “Estás buscando”, interpretó el periodista, y las risas del médico hablaron por sí solas.

“Estefanía es joven, ella está muy entusiasmada con el que sería su primer hijo y yo también. Está hablado, no es una sorpresa”, continuó el nutricionista. Allí intervino el panelista Guido Záffora que le preguntó cómo se estaba preparando para encarar la posible paternidad. “Ya criaste dos hijos, nietos, ¿cómo te ves ahora?”, lo interrogó el periodista.

“Hicimos varios acuerdos. Yo me despierto a las 3.45, así que de noche no puedo levantarme. Lo que estoy pensando es en qué lugar de la casa voy a poner un sofá cama”, reveló Cormillot, que también pidió algunas licencias. “También hicimos un acuerdo respecto a pañales y a tareas hogareñas y muy posiblemente no sea tan colaborador”, admitió el nutricionista.

Con un poco de humor, reconoció: “Después hicimos un acuerdo respecto a pañales y tareas hogareñas... y muy posiblemente no sea tan colaborador”.

Cormillot es padre de Adrián y Renée, fruto de su relación con Monika Arborgast, fallecida en 2017. La pareja llevaba un largo tiempo separada aunque sus vidas estuvieron ligadas no sólo desde lo profesional, en el gerenciamiento de su clínica, sino también desde lo afectivo.