Contar historias es una actividad sin duda artesanal, singular y única, porque nunca se narra dos veces de la misma manera y cada puesta en escena es irrepetible.

Hoy, después de más de un año de pandemia, el grupo Germinacuentos se presenta en el teatro para compartir cuentos de la autora Graciela Cabal.

Tres mujeres se reúnen para contar historias en distintas épocas, a partir de imágenes que hablan de tiempos remotos, objetos que ya no tienen uso y las formas en que se habita la maternidad y la relación de pareja.

Quien escucha se apropiará de la imaginación para atravesar los límites de su propio universo y conquistar la creación y construcción de algo propio. Es que el acto de narrar es un arte, un hecho estético, donde el tiempo y el ambiente se transforman creando un universo imaginado, desde la atenta escucha.

Así lo vive el grupo local Germinacuentos, conformado por Marta Rueda, María Adela Morón y María Laura Morón, bajo la dirección de Natalia Arturo, quienes, en cada espectáculo, generan un evento emocional que transporta al espectador y, desde allí, promueve la creatividad, la expresión y la conciencia. Se trata de recrear e instalar un espacio, donde se desarrolla el antiguo y fundamental oficio de la narración oral.

En esta oportunidad, felices de volver a la escena, presentarán “Gracielas que ríen los viernes” el sábado 17 de julio a las 20 hs. en el Cine Teatro de Astra.

El valor de la entrada es 300 pesos y pueden comprarlas en la Biblioteca Popular de Astra.