Luego de más de siete horas con su actividad interrumpida, WhatsApp comenzó a normalizarse. El apagón del servicio de mensajería comenzó en horas del mediodía, al mismo tiempo que cayeron Facebook e Instagram, todas plataformas de la misma compañía.

Tanto Facebook como Instagram comenzaron a normalizar sus actividades minutos antes que WhatsApp.

El incidente que afectó a las tres plataformas que son propiedad de Mark Zuckerberg comenzó a las 12.15 (hora argentina) fue de alcance global y dejó a sus usuarios varias horas sin poder acceder a sus servicios.

Más de seis horas después, sobre las 18:50 hs (hora argentina) Facebook e Instagram volvieron a funcionar, pero parcialmente: mostraban algunas publicaciones en el muro pero no permitían la posibilidad de posteear y algunas otras funcionalidades seguían marcando errores.

Sin la posibilidad de usar esos servicios de mensajería, los usuarios buscaron otras opciones, pero esas aplicaciones se vieron superadas rápidamente por la demanda, provocando que experimentan problemas de conexión.