COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  La nena camina entre una ventana hasta el balcón. Como no puede ingresar por las barandas, se da la vuelta y regresa a la ventana. Y todo esto a unos cinco pisos de altura.

El video, que se viralizó rápidamente en las últimas horas, fue registrado en la época de las fiestas de fin de año en Adeje (Tenerife, España​) por un turista que se sorprendió al ver la nena, de unos cuatro años, corriendo por una cornisa.

El edificio en el que la pequeña salió de la ventana es un hotel, y la policía local cree que se trató de una pareja de turistas finlandeses los que se alojaron en esa habitación.

Aparentemente, la nena aprovechó un descuido de los padres para lanzarse a esta escalofriante aventura, que podría haber resultado mortal si hubiera caido desde esa altura.