Un grupo de vecinos se autoconvocó afuera del edificio donde funcionan las oficinas del Instituto Provincial de la Vivienda(IPV) en Esquel, para denunciar irregularidades durante el sorteo de las viviendas de Valle Chico realizado el viernes pasado. Piden que se vuelvan a sortear ante la falta de transparencia.

Un grupo de cerca de 10 vecinos pasaron la noche dentro del edificio donde funciona el IPV luego que se movilizaran durante el mediodía del martes y no obtuvieran respuestas. Afuera aguarda otro grupo con una fogata este miércoles por la mañana, ya que el resto quedó adentro.

El edificio se encuentra cerrado con llave por lo que no pueden pasarle alimentos ni bebidas al grupo que pasó la noche adentro. Tampoco dejan que usen el baño de las instalaciones, contó una vecina a EQSNotas.

Un grupo de vecinos pasó la noche dentro del edificio del IPV. Foto: archivo
Un grupo de vecinos pasó la noche dentro del edificio del IPV. Foto: archivo

La mujer relató que "la lucha es por todos los compañeros que necesitamos y que vean el caso, impugnar no nos sirve de nada" dijo tras denunciar que "el sorteo no fue trasparencia y la gente quedó disconforme". Por lo que aguardan con la toma y la presencia en el exterior del edificio hasta tanto haya una respuesta.

Por estas horas, piden la presencia del intendente y que se abran las puertas del edificio, para pasar alimentos a quienes realizan la toma, así como que los dejen usar los baños.