COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – El vecinalista del barrio Stella Maris, Franco Policiccio, explicó los alcances de la nota elevada al municipio de Comodoro pidiendo la revisión, congelamiento y rebalanceo de tarifas eléctricas. Sostuvo que “como vecinos de la ciudad vimos un incremento en las boletas de los usuarios, con un aumento de casi el 62% de 2019 que impactó finalmente ahora”.

Agrego, en diálogo con Actualidad 2.0, que “pedimos al intendente (Juan Pablo Luque) una mesa de diálogo con la SCPL en la que plantearemos un congelamiento de las tarifas hasta fin de año. Queremos que se vea la forma de moderar los aumentos. No hubo lectura de medidores por lo que creemos que se registraron errores en la facturación. Por eso creemos necesario nivelar las tarifas”.

A través de una nota presentada este lunes, vecinalistas de esta ciudad pidieron a Luque “interceder ante los aumentos de las facturas eléctricas”.  En el texto, las vecinales piden “generar el consenso y los cambios necesarios para balancear las tarifas de manera equitativa y socialmente responsable” y “arbitrar los medios necesarios para congelar las tarifas por un plazo mínimo que idealmente alcance al fin del año 2020”.

La nota, que lleva al pie la firma de vecinales de todos los sectores de la ciudad, asegura que “entendemos que a fin del año pasado se aprobó un reajuste tarifario del 62% postergado por casi dos años y que el resultado de ese reajuste -por ser escalonado- terminó de impactar en las facturas que se están recibiendo ahora”.

Policiccio dijo que en la revisión y rebalanceo “consideramos que hay que nivelar. Pedimos que sea parejo, que se nivele promediando los consumos para llevarlo todos parejo. Acá 200 vecinos del barrio nos preguntan porqué regularizó el servicio cuando la boleta de luz se disparó”.

Aseguró que “se debe pensar en un congelamiento de tarifas. Teníamos usuarios electrointensivos que con el gas bajaron el consumo, pero eso no se vio reflejado en la boleta de luz que subió”.

En la nota presentada este lunes por la mañana, las vecinales aseguran que “tampoco desconocemos que frente a la pandemia desatada por el coronavirus, una disposición nacional suspendió durante algunas semanas la toma de estados de los medidores, generando una facturación menor en periodos anteriores y que ahora repercute fuertemente en el bolsillo”.

En este contexto, las vecinales plantearon al municipio el aumento del consumo en los barrios debido a la época invernal y el impacto que esto provoca sobre las boletas de energía, en medio de la decaída economía local por los efectos del coronavirus.

Policiccio pidió “una mesa de diálogo en el que pensemos un esquema justo para todos. En el barrio tenemos otros 200 vecinos que se siguen calefaccionando con electricidad. Ellos también pagan facturas excesivas”.