CHINA - "Si no estudiamos los virus, posiblemente habrá otro brote", advirtió Shi Zhengli, la viróloga china que hace un año alertó sobre el coronavirus y fue acallada.

Según la científica, conocida como la "Mujer Murciélago", el COVID-19 es "solo la punta del iceberg".

En declaraciones a la Televisión Central de China, Zhengli se refirió al consumo constante de animales silvestres y su papel como portadores de muchos virus.

"Si queremos evitar que los seres humanos sufran el próximo brote de enfermedades infecciosas, debemos adelantarnos para conocer estos virus desconocidos transportados por animales salvajes en la naturaleza y advertirlo de manera temprana", sostuvo Shi.

Y remarcó: "Si no estudiamos los virus, posiblemente habrá otro brote".

A raíz de ello, pidió una mayor cooperación internacional en la lucha contra las epidemias y cuestionó: "Es muy lamentable cuando la ciencia se politiza".

Zhengli, una de las principales expertas chinas en coronavirus de murciélago y vicedirectora del laboratorio P4, formó parte del equipo que publicó el primer estudio sugiriendo que el SARS-CoV-2 (el nombre oficial del virus) venía de los murciélagos.

Sin embargo sus hallazgos fueron "silenciados" por su propio Gobierno.