CÓRDOBA (ADNSUR) - El Ministerio de Salud de Córdoba confirmó la muerte de una mujer de 40 años, a causa de un aborto séptico. Es la primera víctima de un aborto clandestino en pandemia que se conoce en Córdoba, pero la cuarta a nivel nacional.

La autoridades confirmaron el hecho ocurrido el pasado 7 de noviembre a Diario La Voz, luego de la denuncia difundida a través de las redes sociales por la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

“Mariela perdió la vida por las consecuencias de un aborto séptico. Tenía 40 años. Era madre y esposa. Durante tres semanas, luchó por salvarse en un hospital de la provincia de Córdoba, donde permaneció internada en terapia intensiva con pronóstico reservado. Tras dos paros cardíacos, falleció el 7 de noviembre a causa de las complicaciones que le provocó no acceder a un aborto seguro”, expresa el comunicado.

El organismo detalló que es la primera víctima en pandemia-el nombre Mariela es un seudónimo- que se conoce en la provincia de Córdoba, pero la cuarta a nivel nacional. ”.

Además, el comunicado de Campaña advierte: “En pandemia, los abortos siguen ocurriendo. Por eso, es urgente legalizar la interrupción voluntaria del embarazo: sin ley, las mujeres y personas gestantes se ven obligadas a recurrir a métodos inseguros y mueren por no acceder al sistema de salud de manera adecuada”, indicó TN.