BUENOS AIRES (ADNSUR) - Un nuevo caso de vacunación irregular sacudió este martes a la Provincia de Buenos Aires, luego de que trascendiera que una joven de 24 años, que presuntamente no es personal esencial ni paciente de riesgo, recibió la primera dosis de la Sputnik V.

La mujer se llama Antonella Belén Delmonte, y publicó el certificado de vacunación en sus redes sociales, donde asegura que trabajó de empleada en locales comerciales y estudió para ser tripulante de cabina.

En un momento crítico de la pandemia y en un contexto en el que las vacunas que llegan al país son insuficientes y lo hacen cada vez más lento, la noticia causó un importante revuelo no solo en redes sociales, sino también en el interior de la administración bonaerense.

Desde el gobierno de Axel Kicillof afirmaron en diálogo con La Nación que Delmonte no solo mintió en el proceso de inscripción para vacunarse, sino que también falsificó un certificado en el cual aseguraba ser personal de Salud.

Una chica de 24 años fue vacunada con la Sputnik V y despertó una nueva polémica

Su inoculación se llevó a cabo en el municipio de Merlo, ante el personal del Hospital Provincial Héroes de Malvinas.

En Instagram Delmonte acumula más de 13 mil seguidores, pero tras la difusión de la noticia no solo restringió el acceso a su cuenta de esa red social, sino que también cerró su perfil de Facebook.

Cabe destacar que semanas atrás Stefanía Desirée Purita Díaz, una chica de 19 años que trabajaba en en la Municipalidad de Avellaneda en un cargo muy cercano al ahora Ministro de Hábitat de la Nación, Jorge Ferraressi, también había estado en el foco de la polémica luego de exhibir en sus redes una foto del certificado de vacunación “La culpabilidad no está en quién se vacuna, está en un sistema que no actuó como corresponde”, dijo días atrás en diálogo con LN+ la joven militante.