ESPAÑA (ADNSUR) - Un nene de 12 años fue internado tras desarrollar un cuadro grave de COVID-19 y tuvo que ser trasladado por varias ciudades, desde Vilanova hasta Barcelona, para ser internado de urgencia en un hospital de alta complejidad. Es un caso infrecuente por la edad del paciente y por el buen estado de salud que tuvo toda su vida.

En el hospital Vall d’Hebron, donde lo asisten, señalaron que el niño no tenía patologías previas y que permanece en la institución en condiciones graves, según publicó la agencia de noticias EFE“.

El secretario de Salud Pública, José Maria Argimon, y el coordinador de la Unidad de Seguimiento del Coronavirus, Jacobo Mendioroz, en Cataluña, explicaron que el número de episodios graves de COVID-19 en niños y adolescentes es bajísimo: dos por cada 100.000 casos.

Los profesionales buscaron llevar tranquilidad a las familias, e instaron a los padres a mantener las medidas sanitarias de protección y el distanciamiento social para tratar de evitar más contagios y no tener que llegar a este tipo de situaciones.

“La enfermedad por COVID-19 en pediatría sigue siendo banal. Me parece que ese es el mensaje, hasta el momento los chicos tienen manifestaciones habituales de cuadros respiratorios y si hay cuadros severos, son infrecuentes", explica a Con Bienestar el doctor Ricardo Rüttimann (M.N. 72.566), médico pediatra de la Fundación Centro de Estudios Infectológicos (FUNCEI) a TN.