Un gasista oriundo de Bahía Blanca conmovió a todos en las últimas horas al ofrecer sus servicios de manera gratuita para las familias de bajos recursos, a través de un posteo en Facebook que se viralizó en pocos minutos.

Marcelo Iván Proboste, oriundo de la ciudad bonaerense, se mostró preocupado por el "asesino silencioso", como se conoce al monóxido de carbono, un gas que históricamente se cobra muchas víctimas en nuestro país durante el invierno, especialmente en casas de familias cuyas instalaciones fueron realizadas de manera precaria.

Por eso, y siendo consciente de la difícil situación económica que se vive en nuestro país, el hombre decidió realizar una publicación en su cuenta de Facebook ofreciendo su colaboración con quienes no puedan pagar los servicios de un gasista.

"Si alguien necesita revisar un calefactor, cocina, termotanque, calefón y no tiene dinero para pagar un gasista que me llame 2914357237. Los invito a compartir que llegue lejos y evitemos entre todos los accidentes con monóxido de carbono", escribió Marcelo.

Marcelo Ivan Proboste

Tras la viralización del posteo, comentó en diálogo con el medio La Brújula 24 que su teléfono se llenó de llamados en minutos.

"Escuchar las noticias y enterarte que murieron familias enteras, con chicos jóvenes y gente de mi edad es muy fuerte. Eso fue lo que me motivó a realizar esa publicación en mis redes sociales", dijo.

Y agregó: "Ayer a la mañana, una chica me mandó una foto de su cocina y la verdad que parecía un lanzallamas. Era una casa muy precaria y vivía ella sola con su bebé. La semana pasada fui a revisarle el calefactor a dos abuelos que se les apagaba el calefactor y me contaron que casi no tenían para comer. A esa gente no le puedo cobrar".

"A veces necesitamos 20 minutos o media hora de nuestra vida para salvarle la vida a alguien y no nos damos cuenta. Me lamento por no haber haber publicado algo así antes. El servicio que cobran los profesionales es costoso, pero es lo que vale. Por eso, trato de hacerme un lugar en el día para darle una mano a alguien. No es fácil, porque por suerte hay mucho trabajo y pido disculpas si no puedo contestarle a todos, pero trato de aportar mi granito de arena", cerró.