VATICANO (ADNSUR) -  Un asesor del Dicasterio para la Comunicación vaticana se encuentra desde este domingo en cuarentena preventiva tras comprobarse que comparte la comunidad religiosa con un sacerdote francés que la semana pasada dio positivo al Covid-19.

El funcionario en cuarentena, por el momento no presenta síntomas,  comparte la comunidad con el sacerdote francés que dio positivo al coronavirus el viernes pasado en París, donde regresó tras haber vivido en Roma.

La aparición del primer posible caso de Covid-19 dentro del Estado del Vaticano encendió las alarmas. No obstante, el prefecto del Dicasterio, Paolo Ruffini, envió un mail a todos los trabajadores del organismo advirtiendo que la cuarentena es una medida de "prevención y cautela".

Según el mail interno al que accedió Télam, las autoridades vaticanas anunciaron que el lugar de trabajo del sacerdote en cuarentena ya fue higienizado y que no hay razón para tomar "decisiones particulares" en el edificio de Palazzo Pio, la ex radio Vaticana, donde trabaja el funcionario en observación.

Por su parte, el Papa Francisco tuvo que suspender la semana pasada audiencias oficiales y compromisos por un resfrío. Ayer el Pontífice reapareció en público para el rezo del Ángelus en la Plaza San Pedro y anunció que debido a su resfrío no participará del retiro de Cuaresma.