CUSHAMEN (ADNSUR) - La comuna rural de Cushamen decidió suspender las clases presenciales por dos semanas ante el aumento sostenido de casos de coronavirus. “Hay alumnos con hisopados positivos en el secundario. En el primario hay niños que han quedado aislados por ser contactos estrechos. También se suspendieron las clases en la escuela rural”, indicó el encargado del área de Enfermería del Hospital local, José Luis Loncón.

En pocos días el número de contagios por Covid-19 aumentó de 5 a 38 personas. “La situación nos sobrepasó a todos”, reconoció el profesional y señaló que en el hospital solo se atenderán a pacientes con la enfermedad.

Sobre el origen del brote, Loncón recordó: “La semana pasada empezamos a identificar casos positivos de coronavirus en nuestra localidad que se acrecentó el fin de semana. Y esta semana tuvimos un crecimiento exponencial. Al ser una población pequeña esto llama mucho la atención”.

Sostuvo que de los casos activos “el 50% transitan la enfermedad de manera leve. Después hay un porcentaje menor que requiere internación. En total son tres personas que están con asistencia de oxigenoterapia. Tienen temperatura, vómitos y diarrea”.

Loncón precisó que “tuvimos que suspender la atención por consultorio y en enfermería, hemos dejado el hospital solo para la atención de estos pacientes que están internados. La gente se relajó demasiado y este es el resultado. Nuestra capacidad operativa es limitada”, indicó.