COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Mario Hernández es locutor y animador de eventos, y contó a ADNSUR que ante la imposibilidad de muchos de sus compañeros de trabajar cuando comenzaron a suspenderse eventos sociales decidieron "interactuar a través de un grupo de WhatsApp en el que somos unas 80 personas con productos o servicios diferentes". A partir de este grupo, cada referente del rubro expresa la necesidad que le transmite alguno de sus colegas, y se organizan para ayudar.

"La mayoría dejamos de trabajar el 7 de marzo y no sabemos cuando volveremos a la normalidad", señala Hernández, remarcando que "lo más urgente era palear las necesidades alimentarias y estamos brindando una asistencia a 70 personas por día desde que arrancamos".

Explicó que "como somos de diferentes rubros, los compañeros les manifiestan sus necesidades al que integra el grupo, los fotógrafos a través de un vocero, animadores, mozos entre otros prestadores de servicios, y vamos llegando con la ayuda alimentaria, con fondos nuestros, con logística nuestra, es todo autogestión".

"Hay muchas gente que trabaja únicamente de los eventos, como los mozos, o de lo que hace el fin de semana, entonces lo que hacemos es preparar una caja variada y focalizamos en la comida porque vemos que es lo más urgente e inmediato"

En cuanto a la normalización de la actividad, Hernández estimó que "damos por perdido todo hasta junio", y consideró que "se van a sumar muchos eventos para septiembre y octubre porque hay que reprogramarlos para esa fecha los que se fueron suspendiendo", agregando que "somos positivos respecto a la temporada de egresos a fin de año"

Hasta el momento, indicó que no recibieron ayuda de sindicatos u otras organizaciones a pesar de gestionarlas, pero si han recibido de colegas de los medios de comunicación cuando su iniciativa empieza a ser difundida.