"La situación climática es compleja, pero están todos los medios aéreos y brigadistas a disposición", aseguró el secretario de Control y Monitoreo Ambiental, Sergio Federovisky, y apuntó que el Servicio Nacional de Manejo del Fuego (SNMF) dispuso personal, equipamiento y medios aéreos.

Federovisky detalló que en total, hay “más de 200 brigadistas distribuidos a lo largo de los tres focos en la Patagonia y más de una docena de medios aéreos”.

"Siempre hay que señalar que los medios aéreos son una complementariedad. No son la solución al problema porque el fuego se trabaja, se combate y se controla desde tierra principalmente. El fuego en el aire se contiene con agua para poder enfriar la zona y poder acceder, pero no se apaga normalmente desde el aire", agregó.

En Bariloche se registra un foco activo en Lago Martín y otro contenido en Bahía López. Allí trabajan la directora de Operaciones del SNMF, Lorena Ojeda, y un coordinador regional. Además, en la zona se encuentran a disposición 86 combatientes de diversas fuerzas y, para el apoyo aéreo, un avión anfibio, un observador y dos helicópteros con helibaldes. Entre otros recursos, pueden mencionarse un camión Unimog, tres camiones hidrantes, uno de comunicaciones, once camionetas pick up, una camioneta de traslado y dos embarcaciones.

Sin control: el clima complica el trabajo de los brigadistas en los incendios de la zona cordillerana

En la localidad rionegrina, Nación facilitó todos los medios aéreos solicitados, que están disponibles para operar cuando las condiciones meteorológicas lo permitan. Cabe señalar que la escasa visibilidad que se registra dificulta el accionar de las aeronaves.

En relación a las condiciones climatológicas se prevé una semana desfavorable, con la presencia de un frente frío que ingresa predominante del sector oeste. El miércoles se pronostica mayor actividad del viento y el jueves posibilidad de escasas precipitaciones.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!