CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Las manifestaciones comenzaron a ser más numerosas a medida que transcurrió la tarde de este 9 de julio. Las  mismas se desarrollaron en Santa Fe, Mendoza, Córdoba, Buenos Aires y la Ciudad, como también varios otros puntos del país.

En el Obelisco, la caravana de autos ocupó más de seis cuadras de la avenida 9 de Julio. Desde los vehículos, con los vidrios bajos, los motorizados flamearon banderas y acompañaron, con bocinazos, palmas y cacerolas de los que se encontraban a pie, alrededor del monumento.

Los manifestantes claman por "la libertad, la justicia y el bienestar de los argentinos; por los comerciantes que se están fundiendo debido a la cuarentena; por los productores; por un país sin dirigencia autoritaria ni corrupción", según expresaba el comunicado oficial de la convocatoria, impulsada por la agrupación cordobesa Campo Más Ciudad.

Al igual que en el banderazo del 20 de junio, se realizó una gran movilización en cercanías de las oficinas de la empresa Vicentin en Avellaneda y en Reconquista, en la provincia de Santa Fe. Así lo detalló La Nación.