ESTADOS UNIDOS - Una mujer de Estados Unidos escrachó en las redes sociales a un empleado de Starbucks porque se negó a atenderla por no tener barbijo. A raíz de la situación, miles de usuarios decidieron apoyar al joven y le donaron más de US$21.000 en propina.

El 22 de junio, Amber Lynn Gilles, subió a Facebook una foto del barista Lenin Gutierrez, quien ese momento se encargaba de la caja registradora del local de San Diego (California), y además escribió: "Te presento a 'Lenen' de Starbucks, que se negó a atenderme porque no llevo tapabocas. La próxima vez esperaré a la policía y traeré una exención médica".

La publicación se volvió viral y se llenó de reacciones en poco tiempo. "Están siguiendo lo que se les dice. Entiendo su frustración, pero está siendo dirigida a la gente equivocada. Tiene un trabajo en el cual debe seguir las reglas, tiene facturas que pagar, no se enfade con una persona por seguir lo que se le indicó (...)", opinó Heather T. en defensa de Gutierrez.

Lynn Gilles, quien en sus publicaciones se muestra en contra del uso del barbijo porque según ella los tapabocas "son estúpidos y la gente que los usa también", no ofreció disculpas a Gutierrez.

Por su parte, el joven empleado explicó un video en su cuenta de Facebook su versión de los hechos: "Ese día estaba en la caja. Esta mujer vino sin tapabocas. Le pregunté si tenía una y ella me dijo que no necesitaba una. Le iba a mostrar un papel en el que se les pide a los clientes usar un barbijo, pero empezó a armar un revuelo".

Un representante de Starbucks dijo en comunicación con la cadena KGTV (ABC News): "Queremos que todos se sientan bienvenidos en nuestras tiendas. Pedimos respetuosamente a los clientes que sigan los protocolos de distanciamiento social y seguridad recomendados por los funcionarios de salud pública, incluyendo el uso de un barbijo cuando visiten nuestros locales". 

"No estoy asustada ni molesta por ustedes, no lo siento, los perdedores no tienen nada mejor que hacer. Gracias por las calificaciones ✌🏻 todos ustedes actúan como la organización terrorista que son".

Una persona que se hizo eco del escrache, Matt Cowan, armó una campaña en GoFundMe con el objetivo de juntar plata para Gutierrez: más de 2.000 usuarios juntaron US$22.170 en total. "Esto demuestra que hay mucha gente buena ahí  y que superan a los malos", manifestó Cowan a KGTV. 

Gutierrez contó en su cuenta de Facebook que usará la plata para perseguir su sueño de ser bailarín y dar clases. "Gracias a todos por el amor y el apoyo (...) con esta donación puedo cumplir mis sueños",