SANTA CRUZ (ADNSUR) - Walter es un vecino de Río Gallegos, que vive en la avenida Asturias, detrás de una distribuidora. La semana pasada, con el corte de luz, la bomba de su casa no cargó el tanque de agua y esto hizo que el tramo desde la cisterna hasta la vivienda se congelara.

“Tuve que cortar los caños y desde ese día estoy cargando el tanque con una manguera externa, que la pongo cada vez que necesito cargarlo”, explicó.

“Día por medio pongo una manguera, conecto la manguera externa con la bomba y lleno el tanque”, profundizó.

El hielo llega a los 50 centímetros

Gerardo, vecino del barrio 22 de Septiembre, también tuvo un problema similar. En la zona no cuentan con red de agua y una manguera abastece a varios sectores, desde el Bicentenario I hasta el 22 de Septiembre en la localidad de Río Gallegos.

La manguera que provee del servicio se congeló por completo. El vecino explicó que intentó cavar un metro para llegar al conducto, hizo una fogata, pero no tuvo resultado. Servicios Públicos repartió agua en la zona para paliar el problema.

Las recomendaciones

Martín Erni, gerente de Saneamiento de SPSE, explicó algunas recomendaciones puntuales a La Opinión Austral. “Lo ideal es que todo lo que esté a la intemperie, sobre el piso, debe estar por debajo de los 80 centímetros como mínimo. Hoy tenemos lugares donde hemos zanjeado y el hielo llega a los 50 centímetros, entonces todo lo que está por encima de eso está congelado”, explicó.

En tanto, indicó que para lo que está sobre la pared, es recomendable alguna envoltura específica para cañería y recubrirlo de esa forma.

El gerente de Saneamiento indicó que no recuerda un invierno así: “Todos los años tenemos escarcha, pero venimos con temperaturas muy bajas”.

Santa Cruz atraviesa uno de los inviernos más fríos de los últimos años: se congelaron cañerías y mangueras

Para finalizar, Erni recomendó no hacer pozos ni fuegos para intentar descongelar mangueras o cañerías, ya que no se sabe con exactitud dónde comienza y dónde termina el hielo.