Con la entrega al Ministerio de Salud del primer millón de dosis de Sputnik V elaboradas por el laboratorio Richmond, la Argentina se convierte en el primer país de América Latina tanto en autorizar la vacuna como en iniciar y liberar su producción.

"El Fondo de Inversión Directa de Rusia (RDIF, el fondo soberano de inversión de Rusia) y la compañía farmacéutica Laboratorios Richmond SACIF de la Argentina anuncian hoy que el primer lote de más de 1 millón de dosis de la vacuna Sputnik V producida en el país se ha entregado al Ministerio de Salud", se indicó en un comunicado conjunto.

En un acto presidido por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de Salud, Carla Vizzotti, Richmond entregó en total 995.125 dosis del primer componente y 152.500 dosis del segundo componente de la vacuna Sputnik V producida en su planta ubicada en el norte del Gran Buenos Aires

Se trata de la primera entrega del segundo componente de Sputnik V, que integran la partida de las 3 millones de dosis que producirá y suministrará Laboratorios Richmond durante este mes, las que pasarán a formar parte del Plan Estratégico de Vacunación del Ministerio de Salud, señala la información.

“El segundo componente de Sputnik V producido por Laboratorios Richmond en la Argentina se entrega tal como se anunció a principios de agosto. La cooperación entre RDIF y Laboratorios Richmond apoya el programa nacional de vacunación en Argentina mediante el suministro de una de las mejores vacunas COVID del mundo. Más lotes del segundo componente producido localmente seguirán en las próximas semanas", indicó en el comunicado Kirill Dmitriev, director ejecutivo del Fondo de Inversión Directa de Rusia.

"Rusia y la Argentina han establecido una asociación integral en la lucha contra el coronavirus, incluida la producción y el suministro local de Sputnik V, así como la realización de estudios sobre la combinación de Sputnik Light con otras vacunas. Esto demuestra un ejemplo perfecto de cómo unir fuerzas en una serie de áreas clave para proteger a la población de la Argentina y ayudar a que el país vuelva pronto a la vida normal”, añadió.

La vacuna Sputnik V de producción local fue supervisada y verificada por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Dispositivos Médicos de Argentina (ANMAT) y cumple con todos los requisitos de calidad, precisa el comunicado.