COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - Vivir en la meseta no es facil y Venancio Maliqueo, un peón de campo de 80 que había desaparecido hace una semana, lo sabe mejor que nadie. El hombre soportó seis noches el frío de la Patagonia, solo acompañado por el calor de su perro y su coraje. 

Según informó Jornada, fue encontrado a unos 45 kilómetros de su puesto de la estancia El Pica hueso. Estaban deshidratados y débiles, entre unas ramas La vida les dio otra oportunidad, y los llevaron al hospital de Las Plumas.

Al parecer Venancio recorrió 9 leguas hasta llegar al establecimiento El Alba, de la familia Johnson. A caballo lo buscaron en medio del campo, sabiendo que el alzhéimer del hombre no era un buen compañero. 

Finalmente ayer cerca de las 14.50 lo encontraron, y horas más tarde fue trasladado al puesto sanitario. Es que así son las distancias y los tiempos en el campo y hoy Venancio, que sería trasladado al Hospital de Trelew, lo sabe mejor que nadie.