COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - "No me esperaba poder realizar algo así pero tenía ganas de ayudar, colaborar con el sistema de salud que está con mucho trabajo", dice Agustina González, una estudiante de segundo año de Enfermería que este viernes trabajó como voluntaria en el Plan Detectar.

Agustina, vecina de Standard Norte, junto a Ariadna Flores, del barrio Ceferino y también estudiante del mismo año de Enfermería, estuvieron en uno de los bancos donde se realizó la entrevista epidemiológica a los casos sospechosos de coronavirus que fueron encontrados a través del Plan Detectar. 

Con barbijos, ambos descartables celestes, papel y lapicera, las chicas entrevistaron a cada una de las personas que fueron derivadas al SUM de la Escuela 169, del barrio Stella Maris: les preguntaron si tenían síntomas, si tuvieron contacto con algún positivo declarado, entre otras inquietudes que determinaron si el paciente tenía que someterse al test rápido o no.

El trabajo de Agustina y Ariadna fue parte de la primera jornada del programa que trajo el Ministerio de Salud de Nación a Comodoro como una forma de colaborar con la pandemia que ya cuenta con 50 muertos en la zona. 

Agustina estaba contenta por el trabajo realizado. "Para mi esto es buenísimo, porque suma experiencia como personal de salud. Algunas personas vienen tranquilas porque saben que hicieron las cosas bien, y otras no tanto porque viven con personas en situaciones de riesgo. Pero todos vienen con mucha predisposición", contó.

Quiénes son y cómo trabajan los jóvenes rastreadores del Plan Detectar en Comodoro

OTRA FORMA DE COLABORAR

La joven asegura que decidió estudiar enfermería por sus "ganas de ayudar", algo que pudo realizar este viernes. Lo mismo le sucedió a Ariadna, quien decidió estudiar enfermería "porque se basa en el arte de cuidar a las personas. Eso fue más que nada lo que me impulsó a mí", indicó.

En total más de 70 personas trabajaron en la primera jornada del Plan Detectar. Además de las voluntarias de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco, también participaron trabajadores de diferentes áreas de la Municipalidad, quienes oficiaron de rastreadores, buscando casa por casa posibles casos sospechosos.

Karina Aguirre fue una de ellas. Junto a Norma, su compañera en el Centro de Promoción Barrial del Barrio Stella Maris, recorrió la manzana 539, uno de los sectores rastrillados en la primera jornada, que tendrá continuidad este sábado cuando se complete el barrio. 

"Fue una experiencia bastante buena", dijo Karina a ADNSUR. "Positiva en el sentido que los vecinos estaban esperándonos para ser relevados. Estamos poniendo el cuerpo porque es ir puerta a puerta. Si bien estamos afuera ponemos el cuerpo en terreno. Por suerte, en la manzana que recabamos nos recibieron bastante bien, y muchos preguntaban de qué manera nos estábamos manejando, porque tienen inquietudes por los parientes y familiares".

Norma y Karina son dos de las rastreadores de casos en terrenos.
Norma y Karina son dos de las rastreadores de casos en terrenos.

Antonella Bañados, María Olivera (28) y Alan Curruhuinca (27) fueron otro grupo de rastreadores. En su caso trabajan en el Ente Comodoro Deportes y les tocó recorrer una zona un poco más alejada de la Escuela 169.

Los jóvenes contaron que sólo en una casa no los atendieron, pero en el resto de las viviendas no tuvieron inconvenientes y la gente se mostró predispuesta a dar información.

Los tres coincidieron en que fue una buena experiencia, "ayudar de un lado para poder achicar el porcentaje de infectados", indicó Antonella.

Antonella Bañados, María Olivera y Alan Curruhuinca.
Antonella Bañados, María Olivera y Alan Curruhuinca.

EL LUNES MÁXIMO ABÁSOLO

Este sábado los chicos volverán al barrio Stella Maris para completar el trabajo. Será la última jornada y luego el rastrillaje continuará en el barrio Máximo Abásolo. 

Patricia Stefanazzi, subsecretaria de Desarrollo Humano y Familia de la Municipalidad, adelantó que en ese sector de la zona sur el trabajo se podría extender unos días más.

"Vamos a comenzar el lunes, la logística va a estar preparada en el Gimnasio Municipal N°3, pero nos puede llevar dos días, cuatro o cinco, porque el Abásolo es muy grande y también depende de la cantidad de gente que tengamos en terreno. Después vamos a seguir en zona norte, pero aún estamos definiendo porque hace unos meses hubo un barrido. La idea es continuar durante 14 días de trabajo", indicó.

Quiénes son y cómo trabajan los jóvenes rastreadores del Plan Detectar en Comodoro

El Detectar es un trabajo conjunto. El programa se inició este viernes, pero tuvo su antesala el jueves con las capacitaciones online y presenciales.

Esta mañana, el equipo de trabajo de Nación, acompañado por referentes de Salud del Área Programática Sur y Municipalidad, llegaron a la Escuela 169 y se dio inicio formal al dispositivo.

Un grupo trabajó con los rastreadores que fueron casa por casa. Otro lo hizo con las voluntarias que realizaron la entrevista Epidemiológica, y un tercer equipo de profesionales trabajó en las aulas, allí donde se hicieron los test rápidos y se tomaron muestras para test de PCR, en caso que la primera prueba de negativa.

Es que tal como explicó un día antes Teresa Strella, directora Provincial de Patologías Prevalentes y Epidemiología del Ministerio de Salud del Chubut, el "objetivo de la estrategia es cortar la cadena de transmisión, e implica identificar, aislar y garantizar el aislamiento", lo que se aplicará tanto con el caso positivo, como con sus contactos estrechos y los casos sospechosos; un trabajo que demandará dos semanas y que buscará achicar la curva que tiene a maltraer a toda una zona.