La polémica continúa en el marco de la causa por la muerte de Diego Armando Maradona, y este lunes se conoció que la junta médica incorporó al expediente el informe que responsabiliza de la muerte del 'diez' al equipo médico tratante. Además, uno de los abogados querellantes anunció que pedirá el cambio de carátula a "abandono de persona y homicidio con dolo eventual".

El coordinador de la Junta, el médico legista Federico Corasaniti, presentó en la sede de la Fiscalía General de San Isidro, donde fueron convocadas las partes, las 70 páginas del dictamen que obtuvo la conformidad de 17 de los 22 que peritos que participaron del equipo investigativo.

Según trascendió, únicamente no lo firmaron los cinco de las defensas del neurocirujano Leopoldo Luque, de la psiquiatra Cosachov y del psicólogo Carlos Ángel "Charly" Díaz, quienes presentarán informes en disidencia por separado.

Mario Baudry, quien representa como particular damnificado al hijo menor que Maradona tuvo con su pareja Verónica Ojeda, aseguró a la salida de la audiencia que pedirá el cambio de calificación, que hasta ahora era "homicidio culposo".

"Vamos a pedir en las próximas horas el cambio de carátula a abandono de persona agravada y homicidio con dolo eventual", anunció el letrado tras mencionar la posibilidad de sumar los delitos de "facilitación de drogas para su consumo y adulteración de documento público y de las firmas de Diego".

"De la causa surge claro y concreto toda la manipulación que hace todo el entorno respecto de la familia y en el informe de la junta médica queda muy claro que los médicos en ningún momento le contaron a la familia toda la gravedad que tenía el cuadro de enfermedad de Diego", completó.

Y cerró: "La situación después de este informe es grave de cómo manejaron la salud de Diego y termina siendo triste porque lamentablemente lo que uno venía diciendo de la causa está confirmado en los 24 puntos de pericia".

La junta médica concluyó que Maradona "era un paciente con pluripatologías que agonizó 12 horas antes de morir a los 60 años el 25 de noviembre", que "no estaba en pleno uso de sus facultades mentales", que el operativo montado en la casa de del barrio San Andrés de Tigre "no era una internación domiciliaria" y que pudo haber tenido "más chances de sobrevida" si hubiera estado en una clínica.

Además, calificó al equipo médico como "deficiente", "temerario" e "indiferente" ante la posibilidad cierta de su muerte y que lo abandonaron "a la suerte".

Con información de Telam.