PANAMA - Cuatro pasajeros murieron a bordo del crucero Zaandam, anclado frente a las costas de Panamá, donde aguarda asistencia después de ser rechazado en viarios puertos latinoamericanos por sospechas de casos de coronavirus. Se trata de personas de edad avanzada.

"Holland America Line confirma que cuatro pasajeros mayores han muerto en el Zaandam. Nuestros pensamientos y oraciones están con sus familias y estamos haciendo todo lo posible por apoyarlos en estos momentos difíciles", dijo la empresa en un comunicado publicado en su página de internet.

Poco antes de conocerse la noticia, el gobierno panameño le negó al crucero de bandera holandesa Zaandam el tránsito por el Canal de Panamá. El administrador de la vía marítima, Ricaurte Vásquez, remarcó que el barco quedará en cuarentena si se confirma algún caso del nuevo coronavirus a bordo.

"El Ministerio de Salud no dio el permiso, el buque está en aguas territoriales panameñas, pero se tiene que encontrar aislado", dijo Vásquez en una teleconferencia con periodistas. "No nos han comunicado si hay casos positivos de coronavirus a bordo, lo que nos han comunicado es que el buque no puede transitar (por el Canal) por razones de salubridad", añadió.

Dos casos de coronavirus a bordo

El crucero Zaandam tiene unas 1.800 personas a bordo, de las cuales varias decenas tienen síntomas gripales. Y este viernes está siendo asistido en altamar por el buque Rotterdam, que partió de San Diego, en Estados Unidos, con suministros, personal y kits de prueba del nuevo coronavirus. Incluso se prepara un plan para que los pasajeros del Zaandam pasen al Rotterdam.

En el comunicado de la empresa se indicó que "varios pacientes con síntomas respiratorios fueron evaluados para COVID-19 y dos individuos dieron positivo".

"Por precaución, el 22 de marzo, cuando Zaandam vio por primera vez a una serie de invitados que se presentaban en el centro médico con síntomas similares a los de la gripe, tomamos medidas de protección inmediatas, incluida la solicitud de que todos los invitados se autoaislaran en sus camarotes e implementaran todos otras precauciones. Todos los invitados y la tripulación recibieron máscaras e instrucciones sobre cuándo y cómo usarlas", resaltó.

El Zaandam zarpó el 7 de marzo de Buenos Aires hacia San Antonio, en la costa central de Chile, pero debió alterar su recorrido ante las medidas drásticas que tomaron los gobiernos sudamericanos por la expansión del coronavirus. Intentó atracar en varios puertos, pero se encontró con que todos los países sudamericanos fueron cerrando sus fronteras por la pandemia.

El crucero tenía intención de atravesar el Canal de Panamá para seguir su ruta hacia Fort Lauderdale, Florida, con la esperanza de desembarcar allí a todos sus pasajeros el 30 de marzo. Pero el Ministerio de Salud de Panamá, que es quien debe dar el permiso para que un barco cruce el Canal durante la pandemia, ha negado esa posibilidad.

Fuente: AFP