(ADNSUR) - El bailarín Maximiliano Guerra estalló en las redes sociales y cuestionó el uso del lenguaje inclusivo a partir de una experiencia.

Esto hizo que se generara un fuerte debate, sobre el uso de la "e" y otros aspectos del lenguaje inclusivo, que se extiende desde hace días.

Todo comenzó cuando Guerra narró un episodio de su vida privada, aunque luego develó que, en realidad, era un mensaje viral que había copiado y pegado.

"Fui a una oficina a realizar un trámite, en el vidrio había un cartel que decía:" Todes les abuelites serán atendides pronte (LENGUAJE INCLUSIVO?).
NO ME GUSTÓ y comencé a hablar con lengua de señas, obvio, no me entendían. Llamaron a otra empleada, tampoco entendía nada. Dorso de la mano con el dedo índice señalando hacia abajo", arrancó en su hilo.

Maximiliano Guerra on Twitter