El presidente del Servicio Geológico Minero Argentino (SEGEMAR), Eduardo Zappettini, explicó que, de acuerdo con la información científica recogida en la Meseta Central del Chubut, la región cuenta con recursos mineros que están “en la mejor ubicación posible para su aprovechamiento económico”, en cuencas hídricas desvinculadas del Río Chubut, y que la ubicación permite que la actividad no compita con las que se desarrollan actualmente en la zona.

Zappettini expuso los estudios sobre la Meseta del Chubut durante su intervención en el encuentro convocado la semana pasada por el Gobierno del Chubut en el que se anunció la presentación del Proyecto de Desarrollo Productivo de la Meseta del Chubut.

El SEGEMAR es la entidad nacional descentralizada responsable de generar información geológica-minera, territorial, tecnológica y ambiental en todo el país, y cuenta con una delegación en Comodoro Rivadavia.   

En este sentido, el presidente del organismo explicó que el organismo “históricamente ha contribuido con la identificación de recursos naturales no renovables, como el petróleo en Chubut en sus inicios de su explotación en Comodoro Rivadavia, antes de la creación de YPF; el descubrimiento de hidrocarburos en Plaza Huincul; los yacimientos de Bajo de La Alumbrera en Catamarca y Cerro Vanguardia, en la provincia de Santa Cruz, para mencionar algunos ejemplos”. 

Zappettini repasó que “el SEGEMAR es el responsable de generar información geológica de la superficie y el subsuelo de la república. Su actividad se remonta a ya más de 100 años y la tarea desarrollada tiene por finalidad proveer información para el desarrollo territorial, tanto en la identificación de recursos para el desarrollo económico y en apoyo tecnológico a la industria minera, como la evaluación y monitoreo de riesgos naturales de origen geológico para salvaguardar vidas humanas e infraestructura”.

Trabajo en Chubut

“A esto se agrega -explicó- una continua cooperación con las provincias y en particular con diversos estamentos de la provincia del Chubut, tanto con fines de ordenamiento como los trabajos que hemos desarrollado en varias oportunidades en Comodoro Rivadavia y en el asesoramiento sobre áreas naturales protegidas como el caso de Puerto Pirámides y Península Valdés”.

Ahora, dijo Zappettini, “fuimos convocados por la Provincia para aportar a este proyecto de desarrollo económico para el ordenamiento territorial de los Departamentos Gastre y Telsen”.

Allí, añadió, se realizó “el análisis de los datos geológicos, hidrológicos, hidrogeológicos de suelo, de la topografía y de los recursos minerales”, los cuales “constituyen datos duros, no interpretaciones u opiniones”.

“Analizamos información científica -enfatizó- y esta información nos permite claramente destacar la importante potencialidad minera en sectores de ambos Departamentos, tanto en minerales metalíferos como no metalíferos y rocas de aplicación”.

Mencionó, además del Proyecto Navidad, “la producción de baritina en Lagunita Salada destinada a la industria petrolera, el distrito de fluorita en Telsen y varias zonas productoras y con potencialidad para la producción de lajas y piedras ornamentales”. 

En este sentido destacó que “todas estas áreas provisorias están localizadas en cuencas hídricas desvinculadas de otras que tienen cursos permanentes de agua, como el Río Chubut, y el Arroyo Telsen”.

“En este contexto, debe destacarse que todos estos recursos están en la mejor ubicación posible para su aprovechamiento económico. Y que esta ubicación no competirá con otras actividades económicas actuales en la región”, definió.

Y concluyó: “Esta es la información dura, científica, a partir del conocimiento del subsuelo para promover el desarrollo económico de esta región tan postergada”.