El presidente de la Cámara de Argentina de Proveedores Mineros (CAMPIN), Manuel Benítez, indicó que, entre empleos directos e indirectos, los proveedores de la industria generan actualmente unos 130.000 puestos y, en este sentido, resaltó la relevancia del desarrollo de estos actores en todos los proyectos. 

Benítez, abogado especialista en minería y recursos naturales, lo reveló en una nueva charla organizada por la Cámara de Proveedores y Empresarios Mineros (CAPEM) del Chubut, y en la que participó también el presidente de las empresas Metalfor SA y de Bertotto Boglione SA, el ingeniero electrónico Eduardo Alberto Borri. 

“En Chubut hemos tenido mucha exploración de 2003 a 2015. Eso nos ha permitido a algunas empresas locales trabajar en otras provincias”, dijo Gerardo Cladera, el presidente de CAPEM, quien participó como anfitrión en la charla, que fue transmitida en vivo por Facebook. 

Nos está faltando el puntapié inicial para que Chubut sea una provincia que pueda explotar sus recursos en un lugar olvidado como la Meseta Central”, agregó. 

En este contexto, el presidente de CAPMIN explicó: “Cuando uno habla de cadena de valor, no se puede dejar de hablar de la importancia de la producción minera en el mundo, no solo en la Argentina”. 

Puso como ejemplo que “tanto Canadá como Australia, las primeras potencias mineras del mundo, han sido vanguardistas en la industria, con una gran calidad en tecnología, en medio ambiente, seguridad y otros aspectos”. 

Benítez consideró que “Argentina nació para ser desarrollada, y la minería tiene que ver mucho con eso. Es lo que ha pasado en muchos lugares del mundo: además de Canadá y Australia, en Estados Unidos y Chile, entre otros países”. 

En la Argentina resaltó que “hoy San Juan es una provincia rica, con mucho desarrollo”, y que “esto debiéramos hacerlo en todo el país”. 

Explicitó que “cada paso de la mina, desde la exploración en adelante, es desarrollo de proveedores mineros, porque requiere de servicios y productos. Una mina no es un agujero como dicen muchos, sino un pueblo, y lo que contienen las comunidades. Permite que la gente se afinque en el lugar en el que nació”. 

“El proveedor minero que lleva la comida a la mina es de la comunidad, del pueblo”, ejemplificó, a lo que sumó que “profesionales argentinos educados en universidades argentinas están teniendo un gran desarrollo y un respeto en muchos países a partir de proyectos mineros”. 

Minería verde

Benítez puso en valor que “muchos proveedores mineros invierten en seguridad y medio ambiente”, y anticipó: “La minería que viene es muy tecnológica, con mucha noción del medio ambiente, una minería verde”. 

“En cada país en la que se desarrolla, nos permite ver que no es hoy la minería del pasado, de la que muchas veces se habla”, enfatizó. 

El titular de CAPMIN añadió que “muchas veces no relacionamos la minería con nuestra casa y con nuestra vida. Uno cuando se toma un té o cuando va al médico hay minería; en el contexto de pandemia hay barbijos hoy con plata y cobre. Y eso es minería”. 

“Si uno mira alrededor, el 70 u 80% es minería, que produce los insumos que llegan a nuestra casa y no nos damos cuenta”, enfatizó. 

En este marco dijo que “no existe minería sin proveedores”, y mencionó que “hay empresas chubutenses que trabajan en otras provincias con alta calidad”. 

Recordó que “la gran minería en la Argentina vino en los ‘90, con unos pocos proyectos en el norte. Fue generando trabajo. Hoy tenemos muchas cámaras de proveedores con muchos socios y empresarios que nos permiten generar trabajar argentino en la Argentina y en el exterior”. 

En este sentido dijo que en el país, en cuanto a proveedores mineros, “tenemos, entre empleos directos e indirectos, alrededor de 130.000 personas”. 

El impacto de la pobreza

“Los proveedores son los que forman parte de la construcción del proyecto minero. Y la minería moderna genera otros proyectos de producción, para aún después de la producción. Esto es lo que pasa en el mundo y va a pasar en la Argentina”, indicó. 

Dijo Benítez que “no hay impacto más serio y más duro para el medio ambiente que la pobreza. Cada día que se demora el desarrollo de actividades productivas es un día menos de posibilidad de generar desarrollo para la gente. Un proyecto no es especulativo, dura muchísimos años”. 

En este sentido mencionó a la importancia del cobre para la minería verde.  La electromovilidad, el litio, el hidrógeno es “un mundo por delante en el que no podemos quedarnos”, sostuvo. 

Consideró que “Chubut está en un lugar privilegiado. La minería moderna tiene que ser abierta, cuidadosa de la calidad, del medio ambiente, de la seguridad de su gente”. Y afirmó que “los proveedores y los trabajadores son la primera línea de control. Luego, toda la comunidad”. 

“Acá no es minería sí o no, sino cómo la hacemos. Las comunidades necesitan mejorar la calidad de vida y tiene que servir para todos”, sostuvo. 

Hacer las cosas bien

Por su parte, Eduardo Borri indicó: “Siempre creímos que la Argentina es un país rico en recursos naturales. Es cierto: tenemos minería, agricultura, petróleo. Pero tenemos mucha gente. Y si no desarrollamos la cadena de valor no comen los 45 millones de habitantes”.

Indicó que sus empresas emplean a 1.117 empleados “y venimos creciendo”. En este sentido llamó a que “agricultura, petróleo y minería, todos tenemos que hacer las cosas bien”. 

“Creo que lo que necesitamos es tener campeonatos para poder mejorar. Necesitamos tener una minería que se pueda desarrollar. A nadie se le ocurriría prohibir la agricultura en Córdoba, en Santa Fe o en Buenos Aires. Necesitamos que esto se defienda. Lo tenemos que hacer bien”. 

“En una matriz productiva diversificada es donde nos sentimos mejor”, enfatizó. 

“No tengo dudas que San Juan, Chubut, Mendoza, Catamarca, todas las provincias mineras, tienen un know how que permitirá salir de la situación en la que está la Argentina”, dijo.   

Y finalizó: “En la Argentina tenemos un estándar educativo muy amplio. Si se une la industria del conocimiento con la industria del desarrollo se pueden generar patentes, cobrar regalías, hacer muchas cosas. Es importante que se desarrolle. Y hay un costo que se paga por no hacerlo ahora”.