BUENOS AIRES (ADNSUR) - El Ministerio de Educación de la Nación dispuso a través del protocolo para la vuelta a las clases : que los alumnos, docentes y auxiliares de la educación que sean pacientes de riesgo estén exentos de regresar a la presencialidad.  Así lo dispuso en el marco de las normativas dispuestas para que el próximo 1° de Marzo comience el Ciclo Lectivo 2021 en las 24 jurisdicciones del país.

El protocolo del Ministerio de Educación excluye a los alumnos con enfermedades como fibrosis quística, diabetes, asma moderada o severa, inmunodeficiencias o enfermedades hepáticas.  Sin embargo, desde la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) propusieron que estos chicos también puedan regresar a las aulas pese a ser grupos de riesgo.

Según plantearon desde el SAP ante autoridades del Ministerio de Educación , no todos los alumnos, más allá de que tengan una misma enfermedad, tienen las mismas condiciones,  y que por ello, los pediatras deberán resolver si están  o no en condiciones de volver a la escuela.

“Hay chicos con esas patologías pero con una muy buena calidad de vida, que tiene pocos síntomas y están controlados. Entonces, esos niños, niñas y adolescentes deberían regresar a la escuela si el médico tratante así lo dispone“, expresó. “Los directivos, maestros y padres deben estar tranquilos sobre este punto, por eso tiene que quedar muy bien especificado“, planteó Omar Tabacco, presidente del SAP, a Mitre.

En los próximos días habrá un nuevo encuentro entre el SAP y el Ministerio de Educación para seguir delineando esta inclusión en el protocolo.