GRAN BRETAÑA - Un empresario inglés le dío cuatro días extran de vacaciones a los trabajadores de su compañía que no fumen, ya que argumenta que los fumadores pueden pasarse hasta una hora al día sin trabajar por las pausas para ir a fumar.

Según reseña The Sun, Don Bryden, encargado de la lógistica de la compañía tuvo esa idea tras leer, en redes sociales, una propuesta en la que se pedían más vacaciones para los que no fuman.

Bryden sostiene que los empleados "se fuman cuatro, cinco o incluso diez cigarrillos al día y pasan unos diez minutos fuera cada vez". "Miré a otros trabajadores durante esos descansos y estaban siempre al teléfono, tecleando e intentando hacer su trabajo, así que pensé que había que compensarlos", agregó.

Sin embargo, la posibilidad de tener diás extra de vacaciones se extiende a todo el personal: lo único que deben hacer es dejar de fumar. De hecho, según indica The Sun, muchos de los trabajadores renunciaron a fumar apenas les informaron de esta iniciativa.

“Curiosamente, cuando hice el anuncio, algunos de los trabajadores dijeron que ya no iban a fumar, pero no funciona así”, comentó Bryden, y explicó que deben pasar sin fumar por al menos un año para tener más días de vacaciones. “Si dejan de fumar por doce meses, les daré cuatro días extra”, asegura.