En un contexto donde Argentina continúa con restricciones duras relacionadas a la pandemia de coronavirus, la aerolínea Latam comenzó a cancelar vuelos programados, y hay incertidumbre sobre el futuro de las operaciones.

La decisión de la compañía llega en medio de una situación donde las aerolíneas son notificadas mes a mes sobre las frecuencias aprobadas por la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC), y a partir de ahí varias empresas han tenido que reorganizarse.

A través de un comunicado, desde Latam remarcaron que la medida está directamente relacionada con "las restricciones y protocolos sanitarios que rigen actualmente en Argentina".

Por ese motivo, aclaran, "la compañía ha debido reajustar su itinerario y canceló parte de su operación publicada para el mes de junio".

Cabe destacar que la venta de los meses de julio y agosto fue cerrada  a la espera de poder reprogramar los vuelos de los pasajeros con operaciones canceladas.

Las opciones para quienes tengan boletos contratados, se explicó, son la devolución del dinero o la posibilidad de viajar en otro momento.

"En este sentido, ante una operación reducida, LATAM pondrá a disposición de aquellos clientes afectados la devolución del ticket o bien el cambio de fecha sin penalidad ni diferencia de tarifa en base a los cupos disponibles actualmente, recordando que la realización de dichos vuelos está sujeta a aprobación gubernamental", concluye el comunicado de la compañía.

Cabe destacar que los vuelos que Latam Airlines tiene actualmente aprobados para todo el mes de junio para operar en la Argentina son 4 frecuencias mensuales a Santiago de Chile, 4 frecuencias mensuales a San Pablo (Brasil) y 8 frecuencias mensuales a Lima (Perú).