COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) -  Este jueves los delegados de la Regional Sur de ATECh emitieron un comunicado donde hacen explícito su rechazo a la firma de un acuerdo que los comprometa a dictar clases son normalidad y sin posibilidad de realizar medidas de fuerza, como condición previa al pago de los haberes adeudados. Esta mecánica respondería a las condiciones impuestas por el Gobierno Nacional al Estado Provincial para bajar los fondos que serán destinados al pago de sueldos a los trabajadores de la educación. Este mediodía llegó a Chubut el ministro de Educación Nicolás Trotta para firmar ese acuerdo..

Días atrás el Gobierno Provincial anunció que pagaría una masa salarial a docentes y el medio aguinaldo a estatales antes del este fin de semana. Para ello, contaba con fondos de Nación, a partir de gestiones que estaban muy avanzadas. Sin embargo, para el envío del dinero el Gobierno Nacional como condición previa al envío de las remesas de dinero que los gremios docentes firmaran un acuerdo que asegurara el inicio de clases.

De esta forma, apuntan a asegurarse que las clases comiencen sin más conflictos el próximo lunes, y no como sucedió el año pasado, que tras el pago de un retroactivo acordado los docentes decidieron de todas formas no levantar las medidas de fuerza. Por otro lado, la existencia de un acuerdo mayoritario por parte de los gremios a partir de un acuerdo rubricado volvería ilegal cualquier medida de fuerza que algún grupo de docentes quieran llevar adelante y habilitaría a que se les descuentes del salario los días no trabajados.

En este marco, los docentes de la Regional Sur de ATECh consideran que "ese acuerdo apenas es el compromiso de gobierno de achicar una deuda ilegal, por lo tanto no es una paritaria" y rechazan la rúbrica de un documento semejante.

Es "incorrecto poner a consideración el pago de una deuda salarial", porque "nadie puede negarse a cobrar lo que le deben", enfatizan.

Al mismo tiempo, critican la "maniobra de la Junta Ejecutiva (de ATECh) para reducir la participación y el debate" de los docentes en torno a este tema, ya que consideran que la "consulta virtual" que implementaron produjo una "desmovilización".

Según las primeras informaciones, dicha encuesta virtual para docentes mostró una tendencia del 60% a favor de aceptación de la propuesta salarial del gobierno, pero desde la Regional Sur aseguran que "ni siquiera quienes se expresan a favor manifiestan conformidad", y remarcan que la firma del acta "no puede implicar ninguna forma de paz social".

"Se le facilitó la extorsión al gobierno, que juega con la necesidad de los docentes, con el desgaste y la desmovilización durante la pandemia", remarcó,  asegurando que existe una "campaña de prensa anti-docente".