En un hecho histórico y fuera de lo común, una veintena de familias productoras comenzaron a trabajar en las últimas horas en un campo de 2000 hectáreas que la Justicia le sacó a un exsenador en el marco de una causa por corrupción.

Se trata de Mario Yedro, exlegislador por la provincia de Entre Ríos, quien en 2005 fue encontrado culpable por un tribunal de Concordia en una causa por enriquecimiento Ilícito.

Yedro, del PJ, fue condenado a tres años de prisión en forma condicional, y se le quitó el campo ubicado en la comuna de Guardamonte, en el departamento Tala.

Años después, en 2017, el vicepresidente de la Federación Agraria Argentina, Elvio Guía, presentó al gobernador entrerriano, Gustavo Bordet, un proyecto para hacer la colonia agrícola en el lugar, y la propuesta fue aprobada por la legislatura den 2018.

En 2019 se abrió la inscripción para proyectos en la colonia, y en febrero de 2020 se sortearon los lotes quedando uno destinado a una escuela agrotécnica, siete para proyectos intensivos y 13 a familias para lotes ganaderos.

De igual manera, se seleccionó personal de la policía que recibió 20 casas, y se entregaron 6 viviendas a pobladores de Guardamonte.

Actualmente en el lugar producen 14 familias ganaderas y apícolas, ovinas y bovinas y siete familias de producción hortícola, quienes aseguran, en voz de Luciano Woloschuk, que "la idea es seguir creciendo y hacer una sala de extracción".

Las familias, cabe destacar, tienen en comodato las tierras y casas, y tendrán dos años de gracia y después un plazo de 25 años en valores productivos para pagarlos.