RIO GALLEGOS (ADNSUR) - Benicio y Andy, dos pequeños de dos años de Río Gallegos, se conocieron en los últimos días en Capital Federal poco después de recibir sus respectivas altas tras ser sometidos a trasplantes de hígado.

Las familias se contactaron a partir de que sus respectivos casos tuvieron repercusión periodística, y en las últimas horas, al encontrarse los dos en Capital Federal, decidieron realizar un encuentro.

Así lo reflejó La Opinión Austral, que llamó "titanes" a los dos pequeños "que se conocieron en persona"

Benicio y Franco, por un lado, y Andy e Ismael, por otro.
Benicio y Franco, por un lado, y Andy e Ismael, por otro.

La historia de fuerza y perseverancia de los dos pequeños había sido seguida por la comunidad y ahora ocurre lo mismo con su encuentro.

"Se trata de Andy Calderón y Benicio Vergara. Ambos tienen casi la misma edad: Andy cumple dos años el 14 de febrero y Benicio los cumple el 5 de abril. Pero comparten más que eso: los dos fueron trasplantados de hígado el año pasado", destacó el diario.

En el caso de Andy, su trasplante fue en enero del 2020 en el Hospital Alemán y en el caso de Beni fue en diciembre del mismo año, pero en el Hospital Italiano.

Tanto Ismael y Brenda -padres de Andy-, como Franco y Giuliana, los de Benicio, mantuvieron contacto telefónico desde que se enteraron que sus hijos estaban en una situación parecida, hasta que resolvieron conocerse en persona, lo que ocurrió en una plaza en la tarde del viernes pasado.

En el caso de Andy su cuadro clínico se complicó en diciembre del año pasado, lo que lo llevó a volver a Buenos Aires en ese mes y continuar allí desde entonces.

En las primeras semanas contrajo una neumonía y permaneció internado. Sin embargo, un duro golpe haría poner todo cuesta arriba y lo pondría a prueba otra vez: al pequeño le detectaron cáncer.

Pese al panorama, y contra todo pronóstico, Andy se recuperó de la neumonía “milagrosamente”, como dijo su papá Ismael.

Ahora el niño continuará con estudios para determinar cómo será el tratamiento que, estiman los profesionales, no requerirá de quimioterapia y será con drogas según lo que arrojen sus análisis.

En paralelo, Benicio viene recuperándose muy bien y, ya con el alta médica, le quedan estudios y chequeos para monitorear el avance en su salud que sigue siendo positivo. Aun así, restan varias semanas más para que pueda volver a Río Gallegos, destacó la publicación.

.