BUENOS AIRES - Todo comenzó con la denuncia de una vecina de la localidad de 9 de Abril, en el partido de Esteban Echeverría, y esta semana las autoridades entraron a un predio de 750 hectáreas y encontraron decenas de caballos muertos, además de otros 500 desnutridos y heridos.

La hipótesis es que la mayoría de los animales son robados y que los juntan con el objetivo de ser faenados y vendidos para ser consumidos. Algunos apuntan a que son enviados para exportación, otros, que incluso se consumen ilegalmente en la Argentina.

Organizaciones de rescatistas que intervienen en la causa advierten que se trata de una industria clandestina que mueve millones, apunta Clarín. Los casos de robos de caballos son bastante frecuentes, y ante este hallazgo muchos dueños que desde tiempo buscan a sus animales se acercaron a saber si están en ese lugar.

"En una primera recorrida vimos 20 caballos muertos, faenados. Algunos fueron ahorcados con sogas y otros ahogados", contó a medios locales Fernanda Herrera, una de las denunciantes.

Con el correr de las horas la cifra de muertos ascendió a 50. También encontraron restos óseos de animales que habrían sido sacrificados hace más tiempo. 

Horror: encontraron 500 caballos desnutridos, heridos o muertos en un campo de Buenos Aires

En el lugar trabaja la policía bonaerense, tomó intervención la Justicia y colaborarán ONG's especializadas en el rescate de caballos para poner en condiciones a los animales enfermos.

El caso quedó en manos de la fiscal María Paula Segade Sánchez, titular de la UFI N°2.

Fuente: Clarín