Un descubrimiento histórico sorprendió en las últimas horas al mundo de la ciencia, luego de que científicos comprobaran la presencia de vikingos en América.

La tribu germánica habría llegado al norte el continente en el año 1021 -mucho antes que Cristobal Colón- en base al hallazgo que se dio gracias a una radiación cósmica que dejó rastros en fragmentos de madera durante esa época.

A través de un escrito en la revista Nature, el equipo dirigido por Michael Dee y Margot Kuitems, del Centro de Investigaciones Isotópicas de la universidad holandesa de Groningen dio con rastros de su presencia en Anse aux Meadows, en el extremo norte de la isla de Terranova, en Canadá.

Allí, se explicó, se encuentran los yacimientos de ocho edificios cercanos a una pequeña bahía.

Para determinar la fecha exacta de la llegada de la tribu al continente los científicos, sabiendo de la presencia de radiaciones cósmicas en los años 775 y 993, buscaron rastros de estos rayos en los árboles del campamento, dictaminando entonces que su antigüedad oscilaba entre los años 1019 y 1024.

¿Querés mantenerte informado?
¡Suscribite a nuestros Newsletters!