FRANCIA - Un joven francés consideró que necesitaba un "cambio de look" en medio del aislamiento que estaba atravesando por la mandemia mundial de coronavirus. Como no podía ir a la peluquería, cerradas por la cuarentena vigente, dejó que “Tyson”, su perro, hiciera el trabajo.

Con la ayuda de una máquina eléctrica, el perro le cortó el pelo casi como un profesional. En un video que luego publicó en redes sociales y que se hizo virual, se puede ver claramente como sostiene la máquina con su hocico y gracias a la sincronización de los movimientos de ambos consiguió rasurar a su dueño.

Aunque el joven no mostró el resultado final del trabajo realizado por su mascota, en publicaciones posteriores se lo puede ver con el pelo arreglado, reseña Los Andes.