COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) – A 24 hs del inicio de la toma de la playa de tanques de YPF por parte de trabajadores de la empresa textil Guilford, se empieza a sentir en la ciudad el faltante de combustible. Algunos surtidores ya se ven con las mangueras cruzadas, en tanto aquellos que aún expenden combustibles registran largas colas.

Falta nafta y hay largas colas en las estaciones

Con la mirada puesta en el fin de semana y en la férrea postura de los trabajadores de Guilford de continuar con el bloqueo a la playa de tanques, los comodorenses que aún no lo hicieron se vuelcan a las estaciones de servicio para tratar de llenar los tanques de sus automóviles. Esto ocasiona las largas colas que en algunos puntos de la ciudad forman parte del paisaje desde el jueves a la tarde, cuando se conocía la noticia de que la Asociación de Obreros Textiles impedía la entrada y salida de camiones para abastecer de combustible a gran parte de la Patagonia sur.

Este viernes, el delegado de los trabajadores, Maximiliano Carrillo, informó en no se movilizarán hasta la Secretaría de trabajo, sino que esperan que las autoridades provinciales "vengan y digan las cosas".

Mencionó que, a pesar de percibir algún dinero de subsidios desde el estado provincial y municipal la empresa sigue sin pagar las quincenas, y sin resolver su situación. El planteo, que está lejos de resolverse, es que si Guilford abandona la ciudad debe indemnizar a sus empleados. Esto no parece estar en los planes del empresario, que había propuesto jubilaciones anticipadas a los más antiguos, indemnizaciones sólo a los más recientes, y ceder la planta a una cooperativa de trabajadores.