PUERTO PIRÁMIDES -  El intendente de Puerto Pirámides, Fabián Gandon, ha llevado adelante intensas gestiones ante organismos nacionales y provinciales con el objetivo de darle una solución al histórico problema de la provisión de agua en la localidad, ante el latente peligro de no poder brindarse el servicio.

Con ese fin, tanto antes de iniciar su gestión, el año pasado, como durante este 2020, Gandon trabajó con su equipo en el desarrollo de proyectos y mantuvo reuniones con autoridades del Ente Nacional de Obras Hídricas y Saneamiento (ENOHSA), así como con el área de Servicios Públicos del Gobierno del Chubut.

Las gestiones se realizan en conjunto con la Cooperativa Eléctrica de Puerto Pirámides, desde donde informaron a la Municipalidad sobre la persistencia de los problemas, derivados del deterioro de la planta desalinizadora inaugurada a mediados del año 2016 que actualmente produce a solo el 50% de su capacidad por la falta de repuestos originales.

Inversión y problemas

A mediados del año 2016, se inauguró una planta desalinizadora que demandó una millonaria inversión pero que, a poco de funcionar, comenzó a presentar problemas que persisten en la actualidad por la falta de repuestos originales, como membranas y filtros, que es necesario reemplazar anualmente y que tienen un valor superior a los 20.000 dólares.

“El problema del agua es crítico en nuestra localidad. Estamos muy preocupados y haciendo todas las gestiones pertinentes para encontrar una solución”, dijo Gandon, quien recordó que la planta inaugurada en 2016 “no alcanza a cubrir las necesidades del pueblo y tiene un alto costo de mantenimiento”.

“Si bien el informe técnico de la Cooperativa Eléctrica nos indica que la producción está en el orden del 50%, lo cierto es que, en términos reales, está en un tercio de su capacidad, ya que no hay presión suficiente para el llenado de las cisternas tanto municipales como los tanques particulares de cada uno de los habitantes”, cuyo número se estima actualmente en unos 700.

Así, la producción diaria de agua es de unos 120.000 litros diarios, insuficiente para abastecer de manera satisfactoria a la población.

Proyecto

Ante ello, Gandon presentó el año pasado ante el ENOHSA un proyecto para adquirir una planta nueva, estandarizada, proveniente de Chile.

De manera paralela, y para contar con una solución temporal, la Municipalidad de Puerto Pirámides le solicitó al área de Servicios Públicos de la Provincia la provisión diaria de agua a través de camiones para lograr los niveles necesarios para su distribución.

Mientras se hacen las gestiones junto a la Cooperativa Eléctrica para intentar comprar repuestos nuevos para la planta inaugurada en 2016, de manera complementaria, “estamos preparando una iniciativa para presentar ante algún programa de Nación para la construcción de una cisterna para captar agua de mar cruda y así poder mejorar la provisión”.