CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - La nena  de 7 años secuestrada por Carlos Savanz dejo entrever una historia difícil de la pequeña y su mamá adicta y en situación de calle. La nena sigue internada en el Hospital Garrahan a la espera de que se evalué si vuelve o no con su familia. La periodista Viviana Canosa se refirió al caso este lunes y aseguró que la menor "fue abusada toda su vida".

A la espera, su mamá, Estela Díaz, habló con Gastón Pauls en el programa “Seres libres”, un ciclo que aborda en primera persona la temática de adicciones.  “Para mí es un pasatiempo, me pega distinto. No voy a la pasta base para volverme loca, voy al contenido para estar bien”,  según contó Infobae.

Su prima, Gabriela, contó que comenzó a consumir cuando murió uno de sus hijos; sin embargo, resaltó: “Más allá de que la juzguen, es una buena persona. Tiene un corazón de oro y va a salir”, expresó.

 Estela aseguró en la entrevista que  no pide ayuda para salir de su consumo de pasta base porque tiene bastante fuerza con su hija. “Ahí sí, si me falta mi hija, me faltaría todo. Necesito fuerzas para salir adelante” con M." dijo, y reconoció que no abandona totalmente el consumo porque “es muy difícil”, que siente “calor” si no consume, y que se trata de un comportamiento; “no se puede (dejar) de un día para el otro. Digo ya está, me quedo con una. Voy a seguir toda la vida, porque es una costumbre que tenemos”.

Finalmente, la mujer aclaró que nunca realizó ninguna actividad reprochable para conseguirse drogas. "Yo no voy a hacer algo para conseguir otra dosis, nunca. Porque siempre me lo rescaté yo en los volquetes. La criatura (por M.) siempre estuvo primero, su yogurt, la chocolatada o el pan para la noche. Después vengo yo, y el vicio aunque nadie lo pueda creer”.