RÍO GALLEGOS - A partir de este domingo se realizará el control de cargas y el cobro por el transporte en el ejido urbano de Río Gallegos las 24 horas. Se abonará una tasa por control bromatológico y se solicitarán los certificados de tránsito. Además, se buscará que los vehículos pesados continúen camino por la Ruta Nº 53 (alternativa), para cuidar la traza vial de la Ruta N° 3.

El secretario de Legal y Técnica, Jorge Cabezas, ratificó que "la normativa está vigente -fue aprobada por unanimidad por el Concejo Deliberante el 23 de diciembre último-, por lo que a partir del domingo comenzará a funcionar la oficina ubicada en Güer Aike".

Asimismo, aseguró que hasta este viernes, el Municipio no fue notificado de las presentaciones judiciales efectuadas por la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC) y Tierra de Fuego. La medida fiscal generó un conflicto de escala regional. El descontento se hizo sentir en el territorio nacional, pero también desde la alcaidía de Punta Arenas (Chile) exigieron que se reviera la medida, demandando la intervención de autoridades políticas de ambos territorios.

A pesar de los embates, el intendente Pablo Grasso no se corrió de su postura y aseguró que busca administrar una ciudad en beneficio de los riogalleguenses.

LA POSTURA DE EMPRESARIOS

Guillermo Polke, presidente de la Federación Económica de Santa Cruz (FESC), dijo el viernes a la mañana, que junto a las cámaras de comercio de Río Gallegos y Río Grande, la Cámara de Transporte de Tierra del Fuego y Santa Cruz, además de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC), optaron por judicializar su rechazo a la decisión surgida desde el Concejo Deliberante local.

Este domingo comenzarán a cobrar el canon al transporte de cargas en Río Gallegos

Recordó que requirieron a la Comuna dilatar la vigencia diez días para “brindar aportes”, pero “no fue concedido el plazo, por lo que esperamos que se declare la inconstitucionalidad”. Se trata de una postura idéntica a la asumida en el conflicto por la tasa vial que buscó implementar Pablo Grasso a partir del primero de enero último.

CONTROLES Y COBROS

La Ordenanza N° 2.419, puesta en vigencia en 1994, es una de las legislaciones madre que reglamenta distintos aspectos comunales, entre ellos el ingreso del transporte pesado a la ciudad.

En este punto, Cabezas precisó a La Opinión Austral que a partir del domingo próximo -primero de marzo- se realizará el control de cargas y el cobro por el transporte en el ejido urbano las 24 horas.

“Se abonará una tasa por control bromatológico y se solicitarán los certificados de tránsito, entre otros”. Además, se buscará que los vehículos pesados continúen camino por la Ruta Nº 53 (alternativa), para cuidar la traza vial de la Ruta N° 3, “pues un tramo forma parte del ejido urbano y queremos evitar su deterioro”, describió.

La modificatoria del 23 de diciembre pasado señala que se deberá abonar un derecho de inscripción por única vez, por el valor de 2 mil módulos. La introducción de mercadería, en camión u otro vehículo, hasta 4 mil kilos pagará cuatro mil módulos; de cuatro mil hasta diez mil kilos, tributará cinco mil módulos, y de diez mil hasta veinticinco mil, cotizará treinta mil módulos.

“La tasa más alta se le cobrará a quien haga venta ambulante, alrededor de diez mil pesos, ya que no tiene lugar habilitado por el cual tributen al municipio”, explicó Cabezas y buscó llevar tranquilidad a los alcanzados por la medida, señalando que aquellos que transporten mercaderías al circuito comercial abonarán un canon menor. “Inicia con $ 2.500 y varía de acuerdo al peso de la mercadería. Se cobrará solamente al que vaya con carga y no quiera usar la vía alternativa”, describió.